El camino

Ella siempre fue una mujer disciplinada. Tenía claro cuál era el camino que debía tomar para cumplir su sueño. Desde pequeña sabía que el único camino posible, para ser enfermera, empezaba por no abandonar la constancia en sus estudios. Tras mucho sufrimiento el camino que había decidido tomar  le llevo a su sueño.

 Cuándo acabo la carrera, sabía que el camino de la estabilidad laboral consistía en estudiar más duro aún para obtener la plaza. Dos años después al ver la nota de la oposición volvió a descubrir que no se había equivocado de camino. Aquel camino le llevo a su meta.

 Con la plaza en su poder y tras más de 8 años de noviazgo, el camino del amor le llevo al altar. Con el sí quiero, en ese mismo lugar, se demostró que no se había equivocado aquella madruga dándole el primer beso a su pareja. Más tarde ese camino le llevo a  ser mamá.

 El pasado sábado, después de una guardia agotadora y dura. Salió del hospital de madrugada. Solo pensaba en llegar a su casa pronto abrazar a su pequeño y besar a su marido, pero esta vez  se equivocó de camino. Tuvo “la osadía de coger  la misma carretera “que aquel conductor borracho. Ese camino no le llevo a casa.

12 comentarios sobre “El camino

Agrega el tuyo

Responder a laucarames Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

Crea tu página web en WordPress.com
Empieza ahora
A %d blogueros les gusta esto: